martes, 2 de diciembre de 2014

Confesiones a Alá otro off en el @teatrolara


No logro ponerme al día entre eventos, obras y cervezas aunque creo que en Málaga lo lograré ya que al bajar en épocas de festividades y con tantas visitas a familia y amigos no seguiré acumulando eventos.

Hoy voy a hablar del off Confesiones a Alá en el teatro lara. Pude ir en la prórroga que hicieron de la obra y me alegra haber tenido la oportunidad pues es una pequeña obra (tipo monólogo) muy recomendable.


La única actriz de la obra es María Hervás que hace un papel espectacular describiendo la vida de la joven Jbara. 

La obra cuenta cosas duras y que, por desgracia, es muy real en el mundo islámico. La verdad es que es sorprendente como la opresión pesa sobre las mujeres en esos países y que cuesta creer que siga existiendo, más aún, teniendo en cuenta que su religión (al menos eso creo) no apoya nada de esto. 

Desde aquí os la recomiendo si la obra vuelve la próxima temporada al lara (o a otro teatro). Os dejo aquí la reseña oficial y su ficha técnica: 


Jbara tan solo tiene 16 años, es muy joven y vive en las montañas del Magreb con sus padres, sus cinco hermanos y su rebaño en un entorno de gran miseria. La pequeña pastora es, además, reducida a la condición de criada por un padre ignorante. 

Algunas veces deja que el pastor del pueblo vecino use su cuerpo a cambio de golosinas y sus yogures Raíbi Jamila, pero ella solo lo ve como un intercambio puramente comercial. Es bella, pero aun no lo sabe. En su pueblo reina la ignorancia y las mujeres, literalmente, no son nada. Jbara no es consciente aún de su belleza, menos aun de que esta belleza puede ser un arma que podría utilizar, ella realmente desconoce todavía el sentido de todo esto. 

Un día, una maleta cae de un autobús de turistas americanos abriéndole un nuevo horizonte, todo un mundo entero por descubrir. Paralelamente, Jbara se queda embarazada y es expulsada y repudiada por su familia; es entonces cuando surge un nuevo camino ante ella. Jbara comienza aquí su particular huida a la gran ciudad, donde sobrevivirá limpiando en un bar, como criada de una familia adinerada para finalmente, adentrarse en el mundo de la prostitución de lujo y el narcotráfico. Su periplo vital le conduce a la cárcel, y finalmente terminar casada con el Imán de un pueblo. 

Un testimonio en primera persona sobre la opresión de las mujeres o tan solo un grito a la rebelión. Digamos que más bien una fábula construida a partir de la desesperación y la miseria de una mujer de las montañas, o simplemente las confesiones de una joven a un único confidente, el mismísimo Alá. 

FICHA TÉCNICA:

Asistente de dirección: Lydia Ruiz 
Escenografía: Beatriz López 
Relación de escenografía: Eduardo Basanta 
Iluminación & Ambientación: Jon Corcuera 
Figurinista: Ana López Cobos 
Regiduría: Rocío Pina 
Sonido: Esteban Ruiz 
Producción: Eva Marcelo 
Prensa: Gran Vía Comunicación 
Fotografía: Jael Levi 
Diseño Gráfico: Cristina de Diego 
Coreografía: Wanda Obreke